¿Qué debo saber sobre el cashback?

Gracias al comercio electrónico, la mayoría de las compras se realizan ahora por Internet. Esta tendencia crece cada día, lo que hace que sea un mercado muy competitivo. Para destacar, los minoristas en línea utilizan una serie de estrategias de marketing. Entre ellos se encuentra el cashback. ¿Qué debemos saber sobre el cashback? Descúbrelo en este artículo

El cashback: una introducción

El cashback, un método de intercambio muy utilizado en el comercio electrónico, permite ahora retirar dinero de una cuenta, visite https://es.igraal.com/, por las compras realizadas con una tarjeta bancaria. Mientras que el cashback solía aplicarse sólo a las compras online, los bancos ofrecen ahora devolver parte del dinero gastado por los clientes en las compras realizadas en las tiendas de sus socios. Esta estrategia debe distinguirse de la opción de recibir cashback después de pagar en un comercio.

¿Cómo funciona?

Tras el éxito de las tiendas online, el cashback ha empezado a atraer también a los bancos. Aunque la devolución de dinero suele ser del 2-5%, algunos bancos ofrecen mayores descuentos a sus clientes. Société Générale, por ejemplo, ofrece hasta un 8% de cashback en las compras realizadas con una tarjeta de débito Monoprix, mientras que Sixt ofrece un 12% de cashback en el precio de un coche, impuestos incluidos. 

El principio de la introducción del cashback en el comercio electrónico es sencillo. Un usuario de Internet compra productos en el sitio web asociado de un minorista. A cambio, el usuario recibe el cashback correspondiente a un porcentaje del precio de la compra. El descuento suele oscilar entre el 0,5 y el 5% del precio del producto.

¿Cómo puedo identificar las tiendas que ofrecen cashback?

Por iniciativa de la FCA (Federación del Comercio Cooperativo y Asociado), los minoristas están ahora obligados a crear un único logotipo oficial de "cashback" para ayudar mejor a los consumidores. Además, el planteamiento pretende ofrecer una información clara a los clientes cuando acceden al cashback, incluyendo las condiciones del servicio y los costes asociados. 

Según la FCA, el cashback es una herramienta eficaz para mejorar el valor de los comercios. Con la progresiva desaparición de las sucursales bancarias, la adopción de este enfoque está contribuyendo a desarrollar el comercio del mañana. Su capacidad de adaptación a nuevos enfoques y herramientas innovadoras, como quioscos de reciclaje, acceso WiFi, buzones de recogida de paquetes, carga de teléfonos móviles, quioscos de clubes, talleres de bricolaje, centros de servicios comunitarios.